lunes, 24 de octubre de 2011

Laura Beatriz Chiesa-Buenos Aires, Argentina/Octubre de 2011

DESPEDIDA


El carro, persuadiendo hasta las huellas
fabricaba terrones en el barro.
Los cascos salpicaban pesadumbres
del caballo vencido por los años.

El mando del patrón le daba fuerzas,
pero sus patas lentas se oponían.
El hambre y la sed no permitían
que la osamenta débil, respondiera.

Trotó hasta pasar por la tranquera
y allí, como si hubiese dicho basta,
relinchó levantando la cabeza
y se hundió de rodillas, sin venganza.

Sus ojos remontaron las pupilas
hasta un cielo sin luz que lo miraba.
Sacudiendo las crines despedía
al mundo de trabajo que dejaba.

Hubo llantos y abrazos cual mortaja.
También la confusión por lo perdido.
El zaino que partió dejó sus fuerzas,
 atadas a las riendas de un amigo.

18 comentarios:

juana cascardo dijo...

¡Muy bueno! me encantaron las imágenes. Como siempre, tu lenguaje poético hace gala de excelente nivel.
con amistad
Juana

Raquel P. Mongiello dijo...

Laura,
Se percibe la ecena y la palabra conmueve. Bellísimo poema

Raquel

adela dijo...

que bueno rescatar esos valores hacia el fiel amigo.....ademas , muy bien expresado..... sos Maestra sin duda!!!!!
un beso,cuidate. adela

miriam brandan dijo...

Laura, siempre es un placer leer tu trabajo. Muchas gracias por tus comentarios, son muy reconfortantes.

Anónimo dijo...

¡Qué hermoso y conmovedor tu poema, Laura!
Mil gracias por compartirlo con los amigos.
Un beso grande con todo mi afecto y admiración
María Rosa León

Dora I. Acosta dijo...

Muy fuerte, muy bien representada la nobleza del animal y cuando la vida se les va el relincho final, asi los he visto morir en el campo.
Un poema real, conmovedor y tierno a la vez,el llanto, la despedida de los que lo aman, exelente.
Dora Acosta

Anónimo dijo...

Querida Laura, hermoso homenaje a tan bello animal por su estampa e hidalguia.Bellos versos que lo definen hasta el final de sus dias. Un gran abrazo y cariño.
Alicia Balista

Anónimo dijo...

Hola Laura!! un triste y hermoso poema

me gustó mucho!!!!

Cariños Josefina

Anónimo dijo...

Las imágenes, de una riqueza suprema. La situación, conmovedora a más no poder.

Horacio

Anónimo dijo...

Qué belleza de poema y qué emotivo
Es muy valioso rescatar estos valores en la figura de un caballo.
Gracias amiga.
Un abrazo y felicitaciones. Negrita Droz.

Anónimo dijo...

Emotiva despedida.
Digno animal, que fiel a su patrón muere en casa sin venganza. Su patrón viejo también él perdió un buen amigo. Junto a mis felicitaciones va también mi orgullo de der tu amiga. Trinidad.

Anónimo dijo...

Qué bien representaste la escena y al caballo, noble animal al que el hombre maltrató siempre y es un asunto que me causa mucho dolor. Besos, Liliana Zeballos.

Anónimo dijo...

Excelente poema muy característico de tu maestría para transmitir la emoción de las imágenes en versos singulares. Un abrazo. David A. Sorbille

silvia loustau dijo...

Laura, admiro tu maestría en la busqueda de la rima y las imágenes.
Un abrazo

Silvia Loustau

Anónimo dijo...

Gracias Lau ! Realmente bello!. Besos, Edith Schenone.

Avesdelcielo dijo...

"...el carro persuadiendo hasta las huellas..." Uno de los versos , como otros en el poema, que abren significados en hermoso lenguaje poético, acompañado de un gran mensaje.
Poesía viva unida a pensamiento.
Muy bella.
Felicitaciones, Laura y cariños
MARITA RAGOZZA

Anónimo dijo...

Estimada Laura:
Toda despedida es triste, pero el poema nos muestra la nobleza de un caballo que ha dejado huellas profundas. Se despide, pero se lleva en su último relincho lo que es solamente de él: lo que nos dejó. Hermoso y conmovedor. Te saluda, Juan Sinnott.

Anónimo dijo...

Felicitaciones por tu poema. Se me hizo piel de gallina. Me conmueven los caballos, imaginate con tu poema. Con un abrazo especial, Ma.Elba Benítez-Cba-